Personal de la Dirección de Parques y Paseos realizó en las primeras horas de este jueves un relevamiento en toda la ciudad para detectar posibles daños y caída de árboles producto de la tormenta que se desató durante la madrugada. Si bien no se tuvo que lamentar pérdidas importantes, los operarios tuvieron que trabajar en la remoción de los restos de dos árboles en distintos puntos.

El caso de mayor gravedad se dio en la intersección de Besares y Belgrano, sobre el Paseo Gabriel Ábalos, donde un lapacho de gran porte cayó sobre la caminería.

Por otro lado, en Alberdi y Ruta 1, se registró la caída de una casuarina que fue derribada por los fuertes vientos.

Prevención

Por otra parte, Parques y Paseos continúa con los trabajos de poda y desmalezamiento para evitar este tipo de incidentes, al igual que la formación de focos de proliferación de insectos peligrosos y otras alimañas.

Es por esto que durante la mañana de este jueves se desmalezó en las zonas de avenida Julio Argentino Jerez, ruta 8, y avenida Besares Prolongación.

Asimismo, se levantaron ramas de gran porte sobre ruta 51 y en Besares Prolongación.

Al respecto, las autoridades del área indicaron que continuará el monitoreo de caída de árboles durante los días siguientes para evitar cualquier inconveniente a los vecinos.